Es necesario actualizar su navegador

Bienvenido a rolex.com. Para proporcionarle la mejor experiencia posible, rolex.com requiere una actualización del navegador. Utilice una versión más reciente de su navegador para visitar nuestro sitio web.

Siga a Rolex en WeChat escaneando el código QR.

Tim Henman

CADA ROLEX TIENE UNA HISTORIA QUE CONTAR

Tim Henman es uno de los tenistas británicos de mayor éxito. Fue número uno nacional en 1996 y desde 1999 a 2005. Comenzó a jugar al tenis antes de cumplir tres años, siendo el menor de tres hermanos en una familia con una larga tradición en el mundo del tenis, ya que su abuelo, su abuela y su bisabuela jugaron todos en Wimbledon. El turno de Henman llegó cuando ganó su primer partido de Grand Slam® en 1995. Llegó hasta cuatro semifinales de Wimbledon. Sin embargo, la primera vez que vio las pistas de Wimbledon fue mucho antes, un día que él y su madre nunca olvidarán. Fue también el día que descubrió Rolex.

Rolex y Tim Henman - Cada Rolex tiene una historia que contar
Descubra la historia de Tim Henman con Rolex. El tenista británico y testimonial Rolex habla sobre el significado especial de su primer reloj Rolex.

«Cada vez que salía a la pista, me venía a la mente la imagen de cuando tenía seis años y soñaba con ese momento».

Recuerdo todo del primer día que visité Wimbledon en 1981. Probablemente pueda contarle hasta cómo iba vestido aquel día. Era el lunes que abría el campeonato, tenía seis años y mi madre y yo tuvimos bastante suerte de conseguir dos entradas para la pista Centre Court. Cuando Björn Borg, cinco veces campeón del torneo, entró en la pista, me causó una enorme impresión. ¡Creo que la mayor impresión fue porque estaba ganando! Y cuando eres un niño, es mucho más divertido apoyar a alguien que está ganando, así que fue mi primer ídolo del tenis. Ahí fue cuando tomé la única decisión sobre mi carrera. Soñaba con jugar en Wimbledon.

Vengo de una familia de tenistas, mi madre fue jugadora junior, mis abuelos jugaron juntos el dobles mixtos en Wimbledon e incluso mi bisabuela jugó ahí a principios del siglo XX. De hecho, mi bisabuela fue la primera mujer en hacer el servicio por encima de la cabeza, y mi abuela fue la última mujer en sacar por debajo de la cabeza en Wimbledon.

«No estoy completamente seguro de que mis padres creyeran que yo pudiera ser muy buen tenista, pero quisieron darme una oportunidad porque pudieron ver cuánto significaba para mí».

Reloj Rolex de Tim Henman

 

Al ser el más pequeño, débil y lento de mi familia, tuve que aprender cómo competir para mantener el ritmo. No estoy completamente seguro de que mis padres creyeran que yo pudiera ser muy buen tenista, pero quisieron darme una oportunidad porque pudieron ver cuánto significaba para mí, cuán evidente era mi deseo y amor por el deporte. El ambiente en mi familia es indudablemente el factor determinante en mi desarrollo personal.

Estaba tan emocionado cuando por fin tuve la oportunidad de jugar en Wimbledon... Estaba deseando salir ahí fuera, quería divertirme, y me había preparado bien para ello. Cada vez que salía a la pista, me venía a la mente la imagen de cuando tenía seis años y soñaba con ese momento.

Fue en ese día de 1981 cuando vi por primera vez los relojes Rolex en la pista Centre Court y le pregunté a mi madre qué era Rolex. En aquel momento tuve la primera visión y esperanza de que algún día yo mismo podría tener un Rolex. Pasaron 32 años hasta que tuve mi primer Rolex. Este reloj significa mucho para mí, y definitivamente ha merecido la pena.

«Fue en ese día de 1981 cuando vi por primera vez los relojes Rolex en la pista Centre Court y le pregunté a mi madre qué era Rolex».

Cuando miro mi reloj ahora, me veo a mí con seis años en las gradas con mi madre. Ella tiene fotos de aquel día y creo que incluso tenemos todavía las entradas en casa, así que cuando me preguntaron si me gustaría contar la historia que hay detrás de mi reloj, reenvíe la petición a mi madre y le dije: «¿Te acuerdas?» Y ella me respondió: «Lo recuerdo como si fuera ayer».

Descubra sus historias

#EveryRolexTellsAStory